"Compañeros, el viaje continua con la misma brújula, con el mismo destino, con una nave más grande".Luis Carlos Galán Sarmiento

Luis Carlos Galán Sarmiento nació en Bucaramanga, Santander, el 29 de septiembre de 1943 y murió en Bogotá, 18 de agosto de 1989,  fue un abogado, economista, periodista y político colombiano, candidato a la Presidencia de Colombia en 1982 por el Nuevo Liberalismo, fue el tercer hijo de Cecilia Sarmiento y de Mario Galán Gómez. Su padre fue un destacado dirigente liberal de Santander, que fue perseguido luego del asesinato de Jorge Eliécer Gaitán en 1948, por lo que decidió trasladar a su numerosa familia compuesta por 12 hijos.

A través del periodismo se dio a conocer entre la clase dirigente del país, siendo "adoptado" por el expresidente Carlos Lleras Restrepo como su heredero político e intelectual. Lleras, siendo aún presidente, nombró a Galán en su primer cargo público como miembro de la delegación colombiana a la Conferencia Mundial de Comercio y Desarrollo, en Nueva Delhi en 1969. Al año siguiente, el nuevo presidente, Misael Pastrana, lo designó como ministro de Educación, cargo en el que permaneció hasta 1972, cuando pasó a la embajada de Colombia en Italia durante cuatro años más.

Iván Marulanda con los fundadores del Nuevo Liberalismo Colombia

Para las elecciones de 1986, Galán decidió retirar su candidatura y favorecer la unión liberal en torno a Virgilio Barco, quien resultó ganador con una aplastante mayoría. En 1987, con la mediación del expresidente Julio César Turbay, Galán regresó al Partido Liberal Colombiano (PLC) para participar en una consulta popular que definiría al candidato del partido para las elecciones de 1990. Galán fue influenciado por la forma de ser de Jorge Eliécer Gaitán, a quien siempre admiró por su transparencia y forma directa de decir las cosas.

Galán resultó asesinado el 18 de agosto de 1989 poco antes de comenzar su discurso en un evento público electoral en el municipio de Soacha, Cundinamarca, fue llevado con vida y consciente al hospital de Kennedy en Bogotá, a media hora del municipio, donde murió a pesar de los esfuerzos médicos.